La Enfermera

Autoras: 
Blanca Fáchisthers 
Leticia Teresa Pontoni
LA ENFERMERA

Silenciosa enfermera que pasas por la vida.
Enfermera del alma sufriendo con el dolor.
Deja que te cante mi canción más sentida.
Desde lo más profundo de mi corazón.

Te acercas, anhelante, tratando de atender
al enfermo que sufre en lecho de dolor.
Atenta estás a todo. La presión controlada.
El informe preciso que el médico indicó.

Debes cambiar el suero, aplicar la inyección.
La paciente del once necesita al doctor.
Y suena el timbre, no conoces descanso.
En tu sala de guardia no se ausenta el dolor.

Y así pasas las horas, los días, las semanas.
Atendiendo al que sufre, prodigándole amor.

Y aquella viejecita parecida a tu madre,
al despuntar el alba ya tuvo que partir.
Y lloras en silencio por el ser que se ha ido,
en un rincón aparte le rezas a Dios.

¡Y suena el timbre! ¡No hay tiempo para el llanto!
¡Otra enferma te llama y debes acudir!
¡Ay enfermera mía! ¡Enfermera del alma!
"Enfermera dolor"

Sea tu vida antorcha señera en el camino.
En este mundo tan ciego, sin Luz y sin Amor.




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.