Entrevista a Jesús Alcoba

Jesús Alcoba es director de la International Graduate School of Business, la escuela de negocios de La Salle en Madrid. Es autor de los libros La Brújula de ShackletonConquista tu sueño Sobre las personas y la vida, y ha colaborado en otros ocho libros más. Publica asiduamente en revistas científicas y colabora con Dirigentes Digital y El Economista…

Hola Jesús, ¿nos podrías hablar un poco de ti?

Soy un escritor que tardó treinta años en enterarse de que lo era. Fui un niño al que la maestra nunca encontraba en su sitio y he viajado mucho, hasta que entendí que el viaje más importante y el más difícil era hacia el interior de mí mismo.

¿Nos podrías hablar brevemente sobre tu trabajo? eres director de la International Graduate School of Business, la escuela de negocios de La Salle en Madrid.

Tengo la suerte de estar al frente del mejor equipo del mundo (espero que lean esto). Nos dedicamos a crear mapas para que nuestros alumnos los puedan recorrer y conseguir aquello que buscan en la vida. Nos gusta ser cómplices del horizonte de otras personas. Tenemos una enorme vocación de servicio y nos encanta que el aprendizaje sea vibrante.

Además, eres autor de los libros La Brújula de Shackleton, Conquista tu sueño y Sobre las personas y la vida y has escrito otros cinco libros más. Publicas asiduamente en revistas científicas y colaboras con Dirigentes y El Economista. Eykeyey: cómo reinventarte cuando no sabes cómo, es tu último libro, ¿qué va a encontrar el lector en el libro?

Una vía fresca y nueva hacia la reinvención. Creo que necesitamos ampliar el foco, porque cuando hablamos de reinvención enseguida empiezan a aparecer los objetivos, los diagramas y las reflexiones sesudas. Yo creo que reinventarse es, sobre todo, un proceso vivencial y experimental.

¿Qué te ha llevado a escribir el libro?

Proporcionar un ángulo entretenido y sorprendente a aquellas personas que quieren reinventarse o que necesitan reinventarse. Y quizá quitarle algo de presión a esa palabra, que a veces asusta.

¿Crees que la vida es reinvención? ¿Qué necesitamos reinventarnos para crecer y evolucionar como persona?

La vida siempre es reinvención porque la vida es siempre cambio. Lo que necesitamos es ser más valientes y luchar por sacar de nosotros mismos a la persona que siempre quisimos ser. No ser lo que amamos y no hacer lo que amamos es vivir la vida a traición.

Jesús, ¿cuál fue el primer libro que te impactó y por qué?

Ilusiones, de Richard Bach. Son las aventuras de un mesías que renunció a serlo. Un enfoque muy original sobre la libertad.

¿Quién es tu escritor favorito?

En ensayo leo casi todo lo que escribe Byung-Chul Han, en ficción no tengo un favorito.

¿Qué personaje de un libro te hubiera gustado conocer?

Donald Shimoda, el protagonista de Ilusiones.

¿Y personaje histórico? ¿Qué personaje histórico te hubiera gustado conocer?

Ernest Shackleton, sin ninguna duda. Me hubiera encantado.

¿Alguna manía a la hora de escribir o leer?

Cuando leo siempre miro el número de página cuando paso a otra porque a veces se pegan y así estoy seguro de no perderme ninguna (ya, ya sé que es raro). Respecto a escribir, creo que mi única manía es no parar de hacerlo.

¿Y tú sitio y momento preferido para hacerlo?

Para mí el mejor momento para leer o escribir es la primera hora de la mañana. Y para leer la última del día. Respecto al lugar, yo hice mi tesis cuando los ordenadores portátiles ya eran muy finos y ligeros, así que escribí gran parte de ella en sillones y sofás. Y ahí es donde aún hoy escribo la mayoría de las cosas. Así tengo la espalda, claro. También he escrito mucho en el coche en silencio de Renfe y en los aviones. Me inspiran muchísimo.

¿Qué escritor o libro te ha influido en tu trabajo como autor?

Al comienzo de mi carrera como escritor me influyó mucho Malcom Gladwell. Sería feliz si fuera un diez por ciento de lo que él es como escritor.

¿Cuánto tiempo le dedicas a escribir?

Mmmmm… ¿Todo el disponible? Creo que yo siempre estoy escribiendo, aunque no esté tecleando sobre el ordenador.

¿Nos puedes hablar de tu siguiente proyecto?

No suelo hablar de mis proyectos hasta que no están en las librerías. Quizá debería haber dicho esto en el apartado de manías.

Y para finalizar, ¿crees que los limites nos los ponemos nosotros para crecer y evolucionar como persona?

Sí, pero solo hasta cierto punto. De esa afirmación, que comparto parcialmente, parece deducirse que los seres humanos no tenemos límites. Y vaya si los tenemos. Otra cosa es que podamos ser y hacer mucho más de lo que hacemos y somos. Pero creo que la idea de que cualquier persona puede llegar a cualquier parte es errónea y puede dar lugar a mucho dolor y a muchas frustraciones. Creo que parte de la sabiduría de la vida está en saber cuándo hay que empujar y cuándo hay que parar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.